martes, 23 de diciembre de 2008

El "misterio" de las rocas en Death Valley

El lugar que trato en este post es uno de los probables candidatos a la lista de los lugares más extraños y extremos del mundo. El Valle de la muerte (o Death Valley) se encuentra en California, USA. En el Parque National Death Valley, existe un lago seco de superficie resquebrajada también conocido como Racetrack Playa en donde ocurre un fenómeno muy extraño. El lecho seco del lado casi perfectamente plano, es el escenario de un fenómeno difícil de explicar: grandes rocas de un peso considerable se desplazan inexplicablemente dejando extrañas huellas sobre la superficie.

La superficie del lago es una especie de barro seco, que con la lluvia suele transformarse. La hipótesis más sólida sobre las causas del fenómeno (descartanto teorías paranormales, ovnis, mensajes extraterrestres, etc.) habla simplemente de la combinación de lluvias fuertes, una superficie resbaladiza y fuertes vientos que alcanzan en ocasiones para desplazar rocas de más de 300 kilos. Hasta hoy, nadie ha visto a las piedras moverse.

La zona del Valle de la Muerte tiene una anchura de entre 6 y 26 km, cerca de 225 km de longitud, y en partes está por debajo del nivel del mar (en el punto máximo 86 metros por debajo). Es famoso además por sus temperaturas extremas (registra la temperatura más alta de EEUU, con 56º7 en 1913). En la zona es practicamente imposible observar vida. Rodeado de elevaciones montañosas multicolores y con una superficie chata cubierta con arena blanca es de una belleza muy inusual.

Ubicacion









0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal